La mar de manchas

El título de esta obra podría haber sido ‘sin título’ o cualquier otro. Es ‘Mar de manchas’ porque es un fondo de acuarelas y sal, y en el fondo, la motivación de la autora se basaba en las ganas de descubrir los colores al agua. En la inmersión resultaron diversas texturas, diferentes efectos sobre papel húmedo o seco, superposiciones de colores en el encuentro con formas…

Si este mar es de manchas, es porque Julia en el fondo descubrió al pez rojo nadando entre las plantas.

Julia Sempere, ‘Mar de manchas’, Acuarela y tinta

Bailando el agua en el lienzo

En ese momento en el que aún se busca antes de dar por finalizada la obra, la pregunta de la autora fue: ¿Cómo conseguir el efecto de movimiento en el agua? Nos detuvimos en ella para observar qué es lo que genera el aire, y surgió la respuesta para esta pintura: Primero, un pincel bien pequeño, después, el tono de azul profundo, casi negro, para pasar a una pincelada sutil. Sobre todo, queriendo bailar el agua.

-¡Eso es lo que hacen los flamencos!

La autora pintando las ondulaciones del agua donde están los flamencos
Marta Bernués, ‘Bailando en el agua’, óleo sobre lienzo