A punto de escritura…

Hoy volvemos al relato muy breve o microrrelato para abrir espacio al relato. El reto consiste en utilizar las claves de este para llevarlo a su límite, al micro-microrrelato. Ya hemos constatado que se pueden erizar hasta los pelos de las piernas.

Publicado por

Marta Parada Mas

Procesos Creativos y Arteterapia